Nuestro protagonista es un animal clasificado como crustáceo decápodo macruro. El cuerpo del bogavante es robusto y de color azul jaspeado, aunque su vientre es de color amarillento. Cuando el bogavante es cocido se vuelve de color rojizo. Para distinguir las hembras de los machos basta con fijarse en el quinto par de patas: si el artejo de éstas se encuentra bifurcado estamos ante un ejemplar hembra. El bogavante posee un cefalotórax liso y su primer par de patas están terminadas en unas grandes pinzas de desigual tamaño generalmente. Tienen además cuatro antenas, las interiores de menor tamaño que las exteriores, que llegan a medir el tamaño del propio cuerpo. Suelen alcanzar los 5 kilogramos de peso y los 50 centímetros de tamaño aunque se pueden encontrar ejemplares más grandes y pesados.

Ven a O Recanto a probar el bogavante.

Tambien te recomendamos


EMPANADA GALLEGA PARA LLEVAR

La Empanada Gallega es una receta tradicional especialmente en Galicia como su nombre indica, pero conocida en todo el país. En cualquier lugar puede...

Donde comer centollo en Madrid

El centollo soporta bien los cambios de temperatura pero no los cambios de salinidad. Este crustáceo vive en fondos arenoso o rocosos. Animal de cost...

TRILOGÍA DE QUESOS GALLEGOS CON MEMBRILLO

Nueestra trilogía de quesos gallegos con membrillo es uno de los postres más demandados por quienes visitan O Recanto. Los quesos que forman parte d...